N E X O A B O G A D O S

Cargando

régimen de visitas
Los niños en general tienen derecho a mantener una relación directa y regular con sus padres. Para ello, nuestra legislación se encarga de regular el derecho de visitas o también conocido como régimen de comunicación directa y regular del menor. El régimen de comunicación directa es un derecho que asiste a todos los menores con el fin de tener una relación regular con los padres que no están con él y constituye también el deber que tienen de mantenerlo. Esta ley está instaurada en el código civil y su fuente es el artículo 229. ¿Cómo se obtiene el régimen de visitas? El régimen de comunicación directa puede ser fijado de común acuerdo entre las dos partes o judicialmente. En el caso de que sea de común acuerdo, ambas partes deben completar un contrato de transacción o un acuerdo suscrito por escritura pública en el que se pacte la regularidad de visitas que se mantendrán con los padres del mejor. Es conveniente que el acuerdo este aprobado por un juzgado de familia. De esta forma el acuerdo puede ser suscrito ante un mediador en caso de haberse iniciado este trámite. ¿Cómo se lleva a cabo una demanda en un régimen de comunicación directa? El juicio de visitas se inicia siempre por mediación obligatoria y cuando ésta no se haya concretado. Una vez con el acta de mediación frustrada, deberás solicitar la regulación de un régimen de relación directa con tus hijos en el tribunal de justicia. Para demandar es necesario que te asesores con un abogado, si no cuentas con los medios para buscar uno, deberás recurrir a una corporación de asistencia judicial que ofrezca asesoría jurídica gratuita. Cabe destacar que el proceso de mediación puede ser iniciado directamente en la corporación de asistencia judicial. ¿Qué papeles necesito para este trámite? Debes llevar el certificado de matrimonio y el certificado de nacimiento del menor. ¿En qué consiste el juicio? Una vez presentada la demanda, el tribunal fijara una fecha para una audiencia preparatoria a la que deberán asistir ambas partes con sus respectivos abogados. Junto con la demanda se podrá solicitar la regulación de un régimen de visitas, esto mientras dure la tramitación de proceso judicial. Este régimen es provisorio y se decreta una vez que haya sido formulado un informe por parte del consejero del juzgado de familia luego de haber entrevistado a ambas partes. En caso de no haber conciliación, el juez fijará el juicio y los hechos que deben probarse en éste. Los abogados deberán señalar en el tribunal cuáles serán los medios de prueba que valdrán para acreditar lo que necesitan. ¿Qué sucede con la sentencia? Terminado el proceso, el tribunal puede proceder a dictar un veredicto que tiene que ver con la resolución del caso. Debe indicar los fundamentos principales y se señalará una fecha y hora donde se llevará a cabo la lectura de la sentencia. La sentencia puede dictarse apenas termine la audiencia del juicio o en una fecha especial. Se deberán cumplir una serie de requisitos contemplados en la ley entre los que destacan los hechos y alegaciones de ambas partes. El análisis de la prueba, los hechos probados y el razonamiento utilizado para llegar a la conclusión del caso darán pie a si se acoje la demanda del regimen regular o no. ¿Cuánto demora el juicio? El juicio puede demorar hasta dos meses dependiendo la carga de trabajo del juzgado de familia o si se llega o no a un acuerdo en la audiencia prepataroria. Ten en cuenta que no existen plazos fijos, todo dependerá del juzgado de familia, por lo que presionar al abogado que lleve tu juicio no servirá de nada.     ¿Necesitas contratar un abogado experto en este temas de Régimen de visitas? Haz click AQUÍ. En NexoAbogados.cl podrás encontrar al abogado que necesitas de forma rápida, simple y gratuita. Solo debes responder algunas preguntas para explicar brevemente tu caso y recibirás hasta 5 cotización de abogados interesados en ayudarte.