Preguntas para entender tu caso

Preguntas para contactarte

¿Cómo funciona?

Paso 1

Paso 1

Selecciona tu tipo de caso y contesta las preguntas que aparecerán a continuación.

Paso 2

Paso 2

Abogados interesados en tomar tu caso te contactarán vía email o teléfono.

Paso 3

Paso 3

Compara sus propuestas, antecedentes profesionales y precios, y elige al abogado que mejor se ajuste a tus requerimientos.


Te invitamos a leer los artículos que hemos redactado con el fin de ayudarte a resolver tus dudas:


¿A qué nos referimos con Bancos, AFPs y empresa financieras?

El seguro es un contrato a través del cual el asegurador se obliga, mediante el cobro de una prima, a indemnizar dentro de los límites pactados, el daño producido al asegurado cuando ocurra un siniestro sobre los riesgos objeto de cobertura de dicho seguro. Se encuentra regulado en la ley del consumidor.

Los contratos de adhesión de servicios de seguros elaborados por bancos e instituciones financieras o por sociedades de apoyo a su giro, establecimientos comerciales, compañías de seguros, cajas de compensación, cooperativas de ahorro y crédito, y toda persona natural o jurídica proveedora de dichos servicios o productos, deberán especificar como mínimo:

i) Un desglose pormenorizado de todos los cargos, comisiones, costos y tarifas que expliquen el valor de los servicios prestados;

ii) Las causales que darán lugar al término anticipado del contrato por parte del prestador, el plazo razonable en que se hará efectivo dicho término y el medio por el cual se comunicará al consumidor;

iii) la duración del contrato o su carácter de indefinido o renovable automáticamente, las causales, si las hubiere, que pudieren dar lugar a su término anticipado por la sola voluntad del consumidor;

iv) Si la institución cuenta con un servicio de atención al cliente que atienda las consultas y reclamos de los consumidores y señalar en un anexo los requisitos y procedimientos para acceder a dichos servicios;

v) Si el contrato cuenta o no con sello SERNAC vigente, y

vi) La existencia de mandatos otorgados en virtud del contrato o a consecuencia de éste, sus finalidades y los mecanismos mediante los cuales se rendirá cuenta de su gestión al consumidor.