Preguntas para entender tu caso

Preguntas para contactarte

¿Cómo funciona?

Paso 1

Paso 1

Selecciona tu tipo de caso y contesta las preguntas que aparecerán a continuación.

Paso 2

Paso 2

Abogados interesados en tomar tu caso te contactarán vía email o teléfono.

Paso 3

Paso 3

Compara sus propuestas, antecedentes profesionales y precios, y elige al abogado que mejor se ajuste a tus requerimientos.


Estimado usuario, NexoAbogados es un sitio web para encontrar al abogado que mejor se ajusta a tus requerimientos en el caso de estar evaluando contratar uno. Si más bien tienes una duda legal te invitamos a leer los artículos que hemos redactado con el fin de ayudarte a resolver tu consulta.


¿A qué nos referimos con Amenazas y extorsiones (chantajes)?

Las amenazas consisten en el anuncio de un mal futuro e ilegítimo a una persona, con la finalidad de que esta se sienta inquieta o asustada. La extorsión, en cambio, consiste en obligar a una persona, mediante violencia o intimidación, a seguir determinado comportamiento con ánimo de lucro, y queriendo producirle a ésta un daño material o moral.
El delito de amenazas está regulado en el Código Penal en los arts. 296 y 297, preceptos que exigen que éstas sean de carácter serias y verosímiles para revestir el carácter de delito, sin perjuicio de lo cual no consagra una definición legal de la conducta.

Las amenazas se sancionan a través de diversas hipótesis, en conformidad a las categorías establecidas en el Código Penal, a saber: (i) si la amenaza se refiere a un mal constitutivo de delito, distinguiendo si la consecuencia se produce o no, y si involucra una condición de por medio y; (ii) si las amenazas están referidas a males no constitutivos de delito, siempre que exista una condición cumplida o frustrada.